diciembre 5, 2021

¿Dos pájaros de un tiro?: el gobierno quiere transferir al coronavirus la soberanía sobre villas y geriátricos.

La primera sospecha se dio cuando el gobierno mandó a jubilados a amontonarse un mismo dia para cobrar su jubilación, sin la cual no pueden vivir, por lo que se trató de una modalidad de extorsión contra los jubilados que solamente 2 meses antes habían sufrido grandes recortes en manos del nuevo gobierno de Fernández.
El incidente perjudicó al gobierno ante la opinión pública y aseguró que se trató de un error involuntario, en un intento por salvar su imagen pidió la renuncia del titular de ANSES, Vanoli, pero esto solamente fue un gesto virtual para el populacho: Vanoli fue retirado de ANSES y nombrado titular de Edenor. El hecho de que Vanoli no sea castigado y sea protegido por el gobierno deja en evidencia que el amontonamiento de jubilados no fue algo que molestó al gobierno de Fernández, por el contrario, semanas después ese incidente resultó en brotes en diferentes geriátricos del país y Vanoli, el responsable, fue promovido a titular de Edenor, recibiendo un premio por ensuciarse las manos.
Anteriormente Alberto Fernández ya se había referido a jubilados como “muy costosos y longevos” en una entrevista con Jorge Fontevecchia.

Fragmento de entrevista de Alberto Fernandez con Fontevecchia.

Pero el riesgo mayor no lo representan los jubilados, el talón de Aquiles de Capital Federal y el conurbano se está identificando en las villas y zonas marginales exentas de cuarentena por su vulnerabilidad: en el 2020 muchas ni siquiera tienen agua potable y el #QuedateEnCasa para sus habitantes implica hacinamiento.
Ayer la villa 31 estalló en cacerolazos con más de 300 casos de contagio reportados. En la villa 11-14 de 9 hisopados que estuvieron en contacto con enfermos 8 dieron positivos.

Ruidazo en la villa 31 el 12 de Mayo para exigir agua potable y asistencia frente a la pandemia.

Ni siquiera en Mercedes las autoridades locales controlan las zonas periféricas, la cuarentena no se aplica a parte de la población marginal ni ante denuncias colectivas de delitos.

Si no es verdad lo que científicos italianos aseguran sobre el coronavirus, que es cada vez menos agresivo, entonces habría muchos problemas en geriátricos y villas, o en todo el país considerando que al no haber testeado no se podrá discriminar entre sanos y enfermos para separar correctamente como hicieron los países que controlaron exitosamente la crisis (Corea del Sur por ejemplo).

Noticias Mercedes 2020. Todo el contenido puede ser reproducido citando la fuente.