diciembre 6, 2021

El gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, estaría usando un grupo paramilitar contra opositores. (Videos)

En general los ciudadanos que abogan por las libertades civiles también defienden el derecho de los ciudadanos a armarse y defenderse, nuestra constitución ordena hacerlo en defensa de la misma, el problema surge cuando los gobiernos arman de forma selectiva a sectores afines o funcionales mientras prohíben el mismo derecho al resto, de esta forma es como se arman los grupos de choque que actúan legalmente desligados del Estado.
En Marzo del 2019 en Chaco se estableció un grupo paramilitar llamado “Guardia Washek de Wichis del Chaco”, el grupo formado por 70 integrantes pertenecientes a la comunidad Wichi, se estableció con amparo estatal, supuestamente reconocidos por un municipio y la Provincia de Chaco, se transportan en camiones del Ministerio de Desarrollo Social y portan armas, según ellos “por si aparece un león”. 

La Guardia Washek alega que existe “con el solo propósito de la defensa del territorio, la lucha contra el neoliberalismo, el narcotráfico, la tala indiscriminada y la deforestación, alertando a todo aquel que busque llevar adelante algunas de estas acciones en nuestro territorio, será detenido y expulsado por esta Guardia”.

La agrupación logró notoriedad en el 2019 después de que una docente denunció que miembros armados de la agrupación tomaron un colegio con armados y tras el escándalo permaneció inactiva o sin llamar la atención hasta ahora que las denuncias vuelven al punto al que el 29 de Abril la Ministro de Seguridad Sabina Frederic tenia planeado ir a Chaco para intentar resolver la situación, finalmente canceló el viaje. En los discursos públicos el gobernador Capitanich se muestra firme contra cualquier accionar ejecutado por la Guardia Washek fuera del marco legal, sin embargo defiende el carácter legal de la organización con autorizaciones municipales y a pesar de la denuncias la organización actúa libremente y sus miembros se imponen incluso ante la autoridad policial bajo la consigna “Capitanich nos da autoridad“.

La Guardia Washek toma una comisaria para liberar a un detenido.

Los ciudadanos denuncian abusos por parte de esta agrupación que recientemente casi termina en enfrentamientos con la policia.
Un video muestra a la Guardia Washek intentando requisar a quienes viajaban en un vehículo a pesar de tener permiso de circulación, los miembros de la organización amenazaron a la conductora y a su hija con romper la ventana.

En una reunión con el gobernador para abordar el problema vecinos del municipio Sauzalito reclamaron a Capitanich por la violencia ejercida por esta organización. En el video de la asamblea puede verse como los argumentos de Capitanich son desesperadamente refutados por los ciudadanos. Cuando Capitanich dice que no pueden estar armados los vecinos cuentan que la Guardia Washek va armada, cuando Capitanich responde que deben denunciar en la policia los vecinos le informan que la Guardia Washek tiene autoridad por sobre la policía, según la policía, por orden del propio Capitanich, finalmente la reunión solo terminó con las promesas de siempre.

Asamblea entre Capitanich y vecinos sobre la Guardia Washek.

El sitio RealPolitik publicó además de la reunión imagenes de miembros de la organización portando armas y de denuncias por violencia y represión contra la comunidad de Sauzalito.


Aunque el gobierno quiere mostrar a la Guardia Washek como una movimiento originario de autodefensa, miembros de la misma comunidad Wichi niegan ser representados por la Guardia.

Noticias Mercedes 2020. Todo el contenido puede ser reproducido citando la fuente.